A favor de la adopción de animales

Hace algunos meses estaba empecinada a tener una mascota que le diera un ambiente diferente a mi hogar, el día que lo decidí comencé a buscar lugares en donde daban perritos en adopción ya que había escuchado que había muchas organizaciones en México que se encargaban de recoger perros de la calle y darlos en adopción.

Al comenzar a hacer la búsqueda me di cuenta que hay muchísimos más perros en caso de calle de lo que me hubiera podido imaginar. Así encontré un lugar en donde daban en adopción varios perros y gatos de diferentes razas y edades, apliqué para adoptar a uno de dos cachorros de 3 meses y mi sorpresa fue que mi solicitud fue negada porque yo pasaba mucho tiempo fuera de casa debido al trabajo y un cachorro necesitaba mayor atención, sobre todo para su educación.

Al principio no lo podía creer y me molesté pues, todavía que les estoy haciendo el “favor” de adoptar un perro me rechazaban.

Fue entonces cuando envié la solicitud de adopción a una segunda organización, la chica me llamó en seguida y me envió las fotos de los perros que tenía en ese momento de acuerdo a mis necesidades (un perro de compañía de raza pequeña).

Al ver las fotos hubo uno que inmediatamente robó mi corazón, Staffy, un perro muy chispa que recogieron de la calle. Elaboré mi solicitud y fueron a mi casa a ver el espacio en donde estaría el perro y asegurarse que yo contara con las posibilidades económicas de mantener al perro, darle de comer y ponerle sus vacunas.

En ese momento pactamos el lugar, día y hora en donde nos entregaría a Staffy a cambio de un donativo de croquetas para los perros que aún no han encontrado un hogar.

Recibimos a Staffy de aproximadamente 5 años, quien verdaderamente ha cambiado nuestra vida y comprendí que la otra asociación tenía razón, Staffy por ser adulto es más tranquilo, no muerde las cosas y no anda con la energía al tope siempre, es más, si quisiera dormir todo el día el perro dormiría conmigo.

Hay muchas personas que quieren una raza en específico, pero esa no es una adopción desinteresada, tal vez yo hubiera ido a comprar un perro a mi propio gusto pero eso es fomentar que los criaderos de perros sigan teniéndolos en pésimas condiciones ya que su único que les interesa es vender.

Ahora estamos ocupados porque Staffy tenga mucho cariño y recupere el peso que perdió el tiempo que estuvo en la calle.

De verdad no saben lo gratificante es poder darle a un animal una segunda oportunidad de tener un hogar, te hace ser más cuidadoso y meticuloso pues una gran cantidad de animales que se encuentran en la calle alguna vez tuvieron un hogar.

Espero que lo piensen la próxima vez que quieran regalar o comprar un cachorro, nosotros podemos hacer la diferencia en la vida de una criatura que te lo agradecerá por siempre.

Al adoptar les recomiendo lo siguiente:

  • Busquen un perro que se adecue a sus necesidades, no por fuerza tiene que ser cachorro
  • No busquen un pero por raza, busquen un perro que les guste
  • Las organizaciones que dan en adopción a mascotas te piden donativos en especie, si alguien te pone una cuota en efectivo te están vendiendo al perro disfrazado de adopción
  • La ventaja de adoptar un perro es que si no terminas siendo compatible con él puedes regresarlo a la organización
  • Ten paciencia, adoptar un perro es un proceso más largo que ir a comprar uno, así que no te desesperes
  • Ábrele la puerta a los integrantes de las organizaciones que lo único que quieren es estar seguros que dejarán el perro en buenas manos.

Les dejo unas fotos de mi Staffy para que vean que hay muchos perros hermosos en adopción:

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s